Archivo por meses: Julio 2013

Herramientas ‹ Cuba-Natalidad — WordPress

Herramientas ‹ Cuba-Natalidad — WordPress.

Lactancia materna que salva vidas

 Los niños y niñas pequeños son especialmente vulnerables frente a la desnutrición, la enfermedad y la muerte, y esta cualidad se potencia  en situaciones de emergencia. Una emergencia es una situación extrema y extraordinaria que inmediatamente pone la salud y la supervivencia de la población en riesgo: un terremoto o un conflicto, un huracán o  una inundación, y hasta  una pandemia de gripe. Valdría la pena preguntarse: ¿estamos preparados para ellos con el conocimiento de lo que este tipo de alimentación significa en dichas  situaciones?

Las tasas de mortalidad infantil publicadas para menores de un año en situaciones de emergencia son muchísimo mayores que  en momentos de normalidad, por eso debemos proteger más a los pequeños en tales circunstancias, y para ello las madres de los lactantes cuentan con un escudo protector que es, la lactancia materna.  La Leche Materna es la fuente más segura de alimentación infantil, e  inmediatamente disponible, que provee protección activa contra las enfermedades y que mantiene al bebé con temperatura adecuada y en contacto con su madre.

 Proteger, promover y apoyar la iniciación temprana y exclusiva de la lactancia materna durante seis meses y la Lactancia continuada con introducción de alimentos complementarios apropiados y seguros hasta los dos años y más, ofrece una óptima protección en cualquier ambiente, más aún, si es riesgoso.

Antes de las emergencias  y durante ellas, la familia, Comunidades, Personal de Salud, Gobiernos, donantes, Medios de Comunicación y otros, deben apoyar   activamente la Lactancia Materna. Desarrollar acciones de colaboración y crear redes de apoyo entre quienes tienen experiencia en su  manejo  y las personas y organizaciones involucradas en la respuesta a las emergencias. Entonces estaremos preparados, porque ningún lugar es inmune a las emergencias, y la  Lactancia materna  salva vidas.

¡Exhibe La Habana un 3,7 de mortalidad infantil!

La capital cubana en lo que va de año ha logrado realizar un meritorio trabajo en el Programa Materno Infantil, cuya máxima expresión es el logro de la más baja tasa de mortalidad infantil por cada mil nacidos vivos para un período como el actual, en comparación con la misma etapa en años anteriores. Este indicador reporta en esta fecha del séptimo mes del año un 3,7 en este indicador , por debajo incluso del que hoy reporta de manera general el país.

Dicho resultado se obtiene por primera vez en la historia y es el mejor saludo del personal que atiende este programa en La Habana, al aniversario 60 del asalto a los cuarteles Moncada de Santiago de Cuba Y Carlos Manuel de Céspedes en Bayamo. La clave de este logro está en el esfuerzo del personal de la salud comprometido con esta tarea: en la atención primaria de salud , en los hospitales ginecobstétricos ,con mención especial para los departamentos de neonatología y en otros hospitales clínico quirúrgicos donde un grupo de especialidades apoyan el programa materno infantil, de sus dirigentes y grupos básicos de trabajo a nivel de las áreas de salud de los municipios y de la ciudad ,en los hogares maternos de la provincia y en el especial trabajo de las enfermeras y enfermeros.

Los municipios habaneros que reportan mejores indicadores por las tasas más bajas de mortalidad son entre los 15 de la provincia: Habana del Este (1,2) San Miguel del Padrón (1,2) y La Lisa (1,5)

Entre los hospitales ginecobstétricos de referencia para nacidos con menos de mil 500 gramos el más destacado es el Eusebio Hernández de Marianao, hasta hoy con índice de mortalidad infantil de 1,4 por cada mil nacidos vivos. Este con un muy reconocido y esforzado trabajo de la sala de neonatología donde llegan neonatos de varios municipios.